Preparación del Viaje a Bosnia y Herzegovina

Bueno,

Por fin, hemos recibido la guía de Bosnia y Herzegovina en castellano (así es como les gusta a los autóctonos que nombres su país); parece mentira pero es la primera que se traduce.

La verdad es que el destino se presenta apasionante, sólo con leer un poco por encima lo que nos proponen la guías, empieza a crecer la impaciencia por que llegue el día de partir. Es emocionante pensar que visitaremos la zona, el territorio, que ha sido durante siglos la frontera entre oriente y occidente, entre el cristianismo y el islam, entre Bizancio y el imperio Otomano; lugar, en definitiva, de contrastes, de mezclas de culturas, y visiones de la vida… ¿fue por esto que todos quisieron destruir alguna vez a los habitantes de estas tierras?

¿No pudo el mundo, ni los nacionalismos exacerbados e irracionales, soportar la idea de ver a hombres y mujeres querer vivir en paz y armonía?

Al seguir intentando comprender aún más, si cabe, el conflicto armado que se dio entre Serbia y Bosnia, sin duda, insitigado por el primero, llego a la conclusión que, aunque situando más claramente a los protagonistas, menos comprendo, y menos sentido tiene, para nosotros, aquel conflicto.
Bosnios musulmanes, croatas cristianos, serbios ortodoxos. ¿Fue así de simple? Por supuesto que no; bosnios simplemente, croatas de croacia, serbios de serbia, croatas de bosnia, serbios de bosnia, y bosníacos… ¿Ridículo?  puede. Sencillamente inexplicable, si se quiere desechar, o no se acaba de asimilar, por supuesto, el concepto de las naciones o, la creación de La Nación tal o cual.
Digamos que el resto tenemos una visión excesivamente simple de estos pormenores que liquidan, matan o exterminan a millones de de seres humanos; pues para nosotros, aquel territorio, el que visitaremos en breve, el que nos hará vibrar seguramente,  se convirtió en el paraíso de Caín por un tiempo, en el que miles de hermanos se mataron en nombre de ideas y creencias irracionales.

La impaciencia empieza a aflorar, pues todo lo que leemos o vemos es impresionante.

Maya se ha quedado dormida con la guía en las manos, a mi se me cierran los párpados delante del ordenador. Los dos soñamos con el país del agua….

Queda poco. Ya está. Se puede palpar con las manos, el momento en el que dejaremos de ser esclavos, para jugar a ser libres, a disfrutar de la vida, del aire, del Sol… del cielo; en definitiva, de nuestro más preciado y escurridizo tesoro, el tiempo.

Pero no es hora de ponerse penumbroso, sino de contemplar, con placer y armonía, el día que arrancaremos nuestras vacaciones, con nuestros hijos, abordo de nuestro hierro, para emprender el viaje, esa bombona de oxígeno anual, que nos ayuda a seguir soñando esperanzados en que un día, cualquier día, puede ser el definitivo.

Mientras visitaremos y conoceremos todo lo que podamos, para empaparnos de lo realmente importante, las personas, los pueblos, las culturas para intentar seguir creciendo y ampliando nuestras percepciones, haciéndonos más humanos. Este año buscaremos respuestas en Bosnia y Herzegovina.

Al seguir intentando comprender aún más, si cabe, el conflicto armado que se dio entre Serbia y Bosnia, sin duda, insitigado por el primero, llego a la conclusión que, aunque situando más claramente a los protagonistas, menos comprendo, y menos sentido tiene, para mí, aquel conflicto.
Bosnios musulmanes, croatas cristianos, serbios ortodoxos. ¿Fue así de simple? Por supuesto que no; bosnios simplemente, croatas de croacia, serbios de serbia, croatas de bosnia, serbios de bosnia, y bosníacos… ¿Ridículo?  puede. Sencillamente inexplicable, si se quiere desechar, o no se acaba de asimilar, por supuesto, el concepto de las naciones o, la creación de La Nación tal o cual.
Digamos que el resto tenemos una visión excesivamente simple de estos pormenores que liquidan, matan o exterminan a millones de de seres humanos; pues para nosotros, aquel territorio, el que visitaremos en breve, el que nos hará vibrar seguramente, el país del agua, se convirtió en el paraíso de Caín por un tiempo, en el que miles de hermanos se mataron en nombre de ideas y creencias irracionales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: